"De Pisa y Corre": de Juan Carlos Torres

La multipropiedad, algo que en un principio surgió como parte de una necesidad, a falta de empresarios que quisieran entrarle al quite en la LMB, y no estar de vividor del erario público, en este momento pareciera que tampoco es una buena idea.



Y es que por mucho que los dueños tengan esas ideas modernas de querer brindar un espectáculo de primer nivel, ahora pareciera que se les olvida que lo primero que deben de tenerle es un respeto al público que asiste a ver los juegos y que es por ellos que se puede o no crear una afición tanto al equipo como al deporte, lo cual hará que una plaza sea o no rentable.


Años atrás le criticaban al Ing. Pepe Maiz el tener a dos franquicias inclusive en la misma división, al menos en su momento, a los Tuneros de San Luis, que luego migraron a Chihuahua bajo el mote de Dorados, para que tras un año de que “pidieran esquina”, regresaran un año siendo aún de su propiedad como los Rieleros de Aguascalientes, equipo que por cierto dejó fuera a los regios en la Final del Norte en ese 2012.


Podrá haber tenido muchas críticas y cosas tanto que hiciera bien como que hiciera mal, pero siendo sinceros, nunca vi que el ingeniero hiciera movimientos de manera tan descarada como ahora si los hacen tanto el Lic. Gerardo Benavides como los hermanos Arellano, en donde pueden cambiar a la mitad del equipo, o al jugador más importante, de una novena a otra sin pensarlo mucho, todo sea para reforzar al que pareciera que en ese momento es la prioridad.


Sin duda esto es una lástima, ya que son grandes instituciones donde se pueden tener una buena respuesta del público si le dan un poco más de seriedad al manejo de los equipos, sin necesidad de estar cambiando de un momento a otro tantos peloteros, esto es en contra inclusive hasta de sus mismas franquicias ya que evitas que el público identifique a cada uno de los peloteros.


La realidad de las cosas es que, discúlpenme, pero si en las reuniones durante el receso de temporada pasada se tenía una intención de regular el número de jugadores que eran los llamados “pochos” (así decían ellos a mí ni me reclamen, hágansela de tos a los que les empezaron a decir así, por algo le puse ‘los llamados’), independientemente de si esté bien o mal la forma en que lo resolvieron, lo importante es que se resolvió la discusión, ¿no sería importante que en este receso de temporada se regulen las operaciones entre las novenas “hermanas”?


Digo es una simple idea ya que, si se quiere hacer que el producto sea más vendible, las operaciones de este tipo hacen que un sector de los aficionados diga "¿para qué voy a apoyarlos si en cuanto un pelotero destaque se lo van a llevar?"


Esperamos sus comentarios, estamos a la orden en el twitter@JKrlos_Torres y el correo Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. de antemano gracias por el tiempo dedicado para leernos, aunque sea... De pisa y corre.



.

Creada Por: Solo Béisbol México®. Valido XHTML y CSS.